Crónica Cafés Candelas Breogán 68-83 Fútbol Club Barcelona Lassa “B”

12377744_10154547143073747_6237526148106881729_o

Nueva derrota en casa del Cafés Candelas Breogán, que hace que se equilibre de nuevo el balance de victorias-derrotas. Pero el análisis del partido jugado frente al Barcelona B no se puede quedar sólo en el resultado del partido. La preocupante imagen ofrecida por el equipo lucense, sumada a la del partido entre semana en Cáceres, da a entender que los problemas van mucho más allá de lo estrictamente deportivo. En lo que va de temporada ya habíamos podido ver partidos malos del equipo lucense, pero la racha de lesiones que asoló a la plantilla en la primera fase de la competición lo justificaba, al menos en parte. Las carencias derivadas de una mala, o regular, confección de la plantilla, también. Pero lo visto en estos dos últimos partidos no tiene fácil explicación. Lisardo Gómez, en la rueda de prensa posterior al partido, dejaba caer la existencia de problemas extradeportivos (palabras textuales “a lo largo de la semana se ha hablado de todo menos de baloncesto”), lo que ha dado pie a multitud de teorías entre la afición lucense. Pero eso daría para otro(s) artículo(s) que quizá haya que escribir en su debido momento.

El partido comenzó, sin embargo, relativamente bien para el Breogán. Sólo la presencia de Mbaye, que conseguía superar una y otra vez a Travis Nelson, le daba las primeras ventajas a su equipo (11-17, min. 7). Pero un parcial de 15-0 para el equipo local le daba la vuelta al marcador, que era favorable para los lucenses al término del primer cuarto (26-19). Travis Nelson, que sí estaba acertado en la parcela ofensiva, y Osvaldas Matulionis eran los jugadores más destacados por el momento, con 8 y 9 puntos respectivamente. Importante también la labor de Fede Uclés, que sólo en este cuarto atraparía 7 de los 14 rebotes con los que acabaría el partido.

El partido seguiría en la misma tónica durante los primeros minutos del segundo cuarto, lo que le permitiría al Breogán conseguir su mayor ventaja (32-21, min. 13). El técnico visitante se veía obligado a solicitar un tiempo muerto que a la postre resultaría decisivo, ya que ordenó a sus jugadores una zona que conseguiría bloquear por completo el ataque lucense. Poco a poco, el conjunto visitante iba reduciendo la diferencia, hasta completar la remontada y ponerse por delante al final del segundo cuarto (40-42), de la mano de Mbaye y Marc García.

El tiempo de descanso no consiguió refrescar las ideas del equipo lucense, y en el tercer cuarto siguió el apagón en el ataque local. El Barcelona , casi sin querer, conseguía ventajas ya por encima de los 10 puntos, ante la pasividad de algunos jugadores locales. Mbaye seguía sumando méritos para llevarse el MVP de la jornada, mientras que en el bando local, cada uno hacía la guerra por su cuenta, y se cometían varios fallos inexplicables que provocaban un marcador de 48-57 al final del cuarto.

Era muy difícil de creer para la afición lucense la llegada de un milagro que salvase el partido, ya que la falta de acierto, unida a la falta de actitud de algún jugador, lo hacían imposible. Tan sólo la raza de jugadores como Dani López, Rakocevic o Uclés, y el acierto de Travis Nelson, dieron algún atisbo de esperanza en el último cuarto. Pero eso no fue suficiente, y la derrota se marchaba camino de Barcelona, mientras que el equipo lucense era despedido entre algunos silbidos.

Tras el partido, conocíamos de forma oficial la salida de Suero del equipo, algo que se llevaba rumoreando varios días. La baja del jugador dominicano conllevará la llegada de un nuevo jugador exterior, del que hay pocas noticias todavía. Parece que también es inminente la llegada de un jugador interior para intentar paliar las carencias en rebote y defensa interior mostradas por el equipo a lo largo de la temporada. Veremos quienes acaban siendo los elegidos, y si consiguen dar ese salto de calidad necesario, aunque mucho me temo que no será suficiente, ya que los problemas del club no son sólo deportivos, como ya dijimos, sino que se encuentran anclados en las profundidades del club celeste, y no se solucionan con un cambio de cromos.

No quisiera acabar sin mandarle un mensaje de apoyo desde este humilde espacio al coach Lisardo Gómez que, como breoganista que es, me consta que lo está pasando mal con esta situación. Su trabajo al frente del Breo, e incluso el juego del equipo, podrá gustar más o menos, pero eso no da derecho, ni se merece, determinadas actitudes e incluso insultos durante o después de los partidos. Y no olvidemos que es el mismo entrenador que hace 6 meses nos dejaba a las puertas de la ACB, en aquel 4º partido en el que…bueno, ya sabemos lo que pasó.

Advertisements

Posted on 23 Decembro 2015, in Xeral. Bookmark the permalink. Deixar un comentario.

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair / Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair / Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair / Cambiar )

Google+ photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google+. Sair / Cambiar )

Conectando a %s

Baloncesto con P, de Palencia claro

todo por Palencia Baloncesto

@KIAenZona

Información sobre o Club Baloncesto Breogán S.A.D.

Blogoncesto

Información sobre o Club Baloncesto Breogán S.A.D.

ZonaOCB

Información sobre o Club Baloncesto Breogán S.A.D.